Login

Register

Login

Register

Tanzania

pasado bien

Se lo han pasado bien

Médicos del Mundo de Karatu quería que hiciera unos cuantos espectáculos. Pero no fue fácil. El fin del ramadam convirtió en una incógnita el número de personas que asistirían.

street

Shallom street children

No es frecuente ver miembros de Ong,s involucrados con proyectos personales. La mayoría de los que he conocido en estos dos años por África trabajan sólo en lo que les ha traído hasta aquí.

masai primera

La montaña sagrada de los masai (primera parte)

La primera foto que vi de esta montaña me cautivó.

En ella se veía un grupo de vacas conducidas por un Masai, dirigiéndose por un terreno abrupto hacia un cono perfecto que se elevaba solitario en mitad de una estepa amarilla. En seguida imaginé, y deseé, ver esa montaña. Fue más tarde, buscando información descubrí que era uno de los pocos volcanes activos en África. Hace no más de dos meses volvió a entrar en erupción.

llevlo tu

Llévalo tu

Treinta horas más tarde de los primeros vómitos y síntomas de desfallecimiento, a los pies del Klimanjaro, murió. No ha salido en la prensa ni en la televisión. Era simplemente un porteador de la empresa Zara Tours. Ocurrió la semana pasada

mkombozi

Mkombozi

Desde la ciudad de Moshi, llena de sastres que te confeccionan un traje en una mañana con el sonido omnipresente de la mezquita, se descubre a menudo rodeado de nubes la mole del Klimanjaro

meru primera

El Monte Meru primera parte

Prácticamente no debía ocuparme de nada. Tan sólo de subir hasta la cima. Syl se encargaría de toda la logística. La conocí hace meses en Mozambique, y aunque no charlamos más de dos horas, quedó en contactar conmigo. Iba a trabajar de voluntaria con una Ong en Moshi y tenía también intención de subir el Monte Meru.

masai segunda parte 1

El Monte Meru segunda parte

La segunda lo haríamos en otro refugio a 3.500 metros de altura.
La cabeza ya empezaba a molestar un poco. El cocinero preparaba cada día unas cenas de restaurante. Arroz, patatas cocidas, vegetales, pollo con salsa?, y todo con una sola cocina de keroseno que transportaba en su cabeza James. Los porteadores son auténticos héroes. Llevan más de 20 kilos en muchos casos, y con un pobre equipamiento. Yo no quería porteador para llevarme mi mochila, de 17 kilos, y me costó subir hasta cada refugio. No imagino ellos como lo hacen.

9 cuatro

9 en cuatro días

El avión de Precisión Air (infortunado nombre) salió con una hora de retraso de Dar es Salaam. Sergio y yo éramos la nota de color en un pasaje de piel oscura. Por delante nos aguardaban unas tres horas y media de vuelo, y mucha incertidumbre.

la de campos

La de los campos

Durante la visita a los campos de refugiados, tuve la oportunidad de visitar algunos de los centros de salud, muchos de los cuales eran asistidos por los propios voluntarios, que en sus países eran doctores o enfermeros. Incluso se llevan a cabo importantes operaciones, pues no hay que olvidar que en estas ciudades fantasmas viven más de 70.000 refugiados. Dentro de las enfermedades que más sufren los niños, la malaria se lleva la palma.

Ir arriba