Login

Register

Login

Register

img 1679

Practiquemos el Wu Wei

Aunque ya no te das cuenta porque los has repetido miles de veces, cuando te sientas delante de un plato de comida, tienes un tiempo de reflexión antes de decidir con qué atacarlo: cuchara, tenedor o cuchillo. Ya es casi automático. Ves una sopa y tu mano blande una cuchara. Pero no siempre ha sido así.
Cuanto más adulto eres, menos reflexionas. Vamos por la vida en piloto automático. Hemos dejado de pensar y hemos sustituido toda reflexión por una acción ya programada en nuestro cerebro.
Es por eso que estos momentos de encierro físico, se han vuelto incómodos. Nuestro cerebro no tenía una respuesta predeterminada y no sabemos qué hacer.

cartel
Ya no prestamos atención a lo que escribimos

En los antiguos textos taoístas se habla del Wu Wei como un no actuar, lo que algunos han confundido con cierta pasividad. No es tanto así. Tiene que ver con observar, con disfrutar incluso de ese momento en el que un jarrón te resbala de las manos y cae al suelo con estrépito, rociando de trocitos de porcelana cada rincón del suelo. La respuesta tradicional es ir corriendo a limpiar. La respuesta oriental es observar, analizar porqué ha ocurrido, y más tarde si fuera necesario actuar.

Cobra más sentido el Wu Wei cuando se conecta con sucesos naturales: terremotos, lluvias torrenciales o un tsunami.

img 1679
Japoneses enterrados vivos (para meditar)

Y quizás le encontremos sentido en esta pandemia del coronavirus. Más allá de unas primeras medidas de emergencia, se nos abre la posibilidad de habitar este momento sin precipitar su final. Ya están ocurriendo cosas positivas. Las grandes ciudades sufren menos contaminación, hay más silencio en las ciudades y algunos ya saben quiénes son sus vecinos.

El Wu Wei tiene más relación con la aceptación que con la actuación. Primero aceptar que el jarrón está roto. Después recoger los pedazos.

No es fácil esa fase de aceptación y cada uno precisará un tiempo para ello, según las circunstancias en las que está pausa obligada le haya tocado vivir. Es posible que ya tuviera varios jarrones rotos por el suelo y claro, este que acaba de caer es inaceptable.

Toda aceptación requiere humildad, ante todo humildad. Nuestro ego nos había hecho pensar que lo teníamos todo bajo control. Ya teníamos planes para la Feria de Abril, para San Jordi…; ¿Quién se ha creído que es este #virusdemierda?

Puesta sol australia
Puesta sol Australia

Todo volverá a su ser, no al que estado anterior, sino al que tenga que ser. Y los más inteligentes dejarán de comparar la nueva situación con la anterior, porque nada les aportará, más bien lo contrario.

Es una gran oportunidad, y aprovecharte de ella o maldecirla, es lo que nos diferencia como personas. Siento dolor por las personas que han perdido su vida, por todos los que están trabajando a destajo, por los que están sufriendo enormes pérdidas económicas y pienso en ellos.  Pero no desde el sufrimiento sino desde la esperanza que el Wu Wei está haciendo su trabajo.

Paz y Bien, el biciclown.

tortuga verde
Una maestra del Wu Wei en Hawai

 

 

3 comentarios en “Practiquemos el Wu Wei”

  1. Interesante Álvaro todo lo que nos cuentas.
    Son necesarias éstas circunstancias para nuestra psicología, entre otros aspectos.
    Lo más duro para mi ,es que los seres queridos no puedan estar al lado del que se va y, que el que está empezando otro camino no se pueda despedir o sentir su calor.
    Un abrazo

  2. Comparto plenamente tu visión…gran oportunidad..en cada alma está la llave si por una vez frenamos la mente y los miedos..la seguridad no existe nunca de nada solo de que algún día llegará la fecha de vencimiento de cada uno de nuestros cuerpos (esa que como tu dices estápor debajo de la tapa de los sesos) solo resta ver que hacemos en el ínterin..y si eso nos está conectando con nuestra mejor versión. Namasté.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al publicar un comentario en esta web aceptas mi política de privacidad, donde puedes ejercer tus derechos.
Por defecto para publicar un comentario WordPress guarda tu nombre, email e IP.

Ir arriba